martes, 3 de marzo de 2009

Ordenador nuevo

Tengo en la biblio un ordenador de poco después del Pleistoceno con el que me voy apañando como puedo. No le puedes dar dos o tres órdenes a la vez porque ya está mayor y se bloquea y tampoco le puedes pedir que haga algo rápidamente porque el pobre no da para más. Pero tengo otro mucho más potente y más moderno que no se utiliza porque no sé que fallaba y se quedaba colgado cada minuto. Ahora, el informático me lo está arreglando y me dice que va de maravilla, que no me voy a creer lo bien que funciona y lo rápido que va. Para los que como yo cada vez exigimos que el ordenador realice cualquier cosa rápido, ya estoy deseando que me lo traiga...

1 comentario:

Belén dijo...

Como todo ser humano cuando vamos haciendonos mayores no podemos hacer las mismas tareas que hacíamos antes ni con la misma rapidez. Además cada vez se exigen más tareas y con más rapidez que antes. Y eso es lo que le pasa a tu ordenador viejito, que se ha hecho mayor. Y el joven claro puede hacerlo todo, el doble de rápido y además salir de marcha por la noche. Pero claro se queda pillado con alguna chavalilla (virus) y se queda colgado de vez en cuando pensando en ella. Es lo que tiene la juventud, que se le va el tiempo en tonterias y lo absorve todo, lo bueno (actualizaciones) y lo mano (las cookies y archivos temporales) y hacen que al final se quede colgado del todo. Pero cuando se repone...
Disfruta de tu ordenador nuevo Conchi.