miércoles, 23 de enero de 2008

Antiguas amistades

Esta vez tendría que hablar de la Chispa de la tarde. La falta de tiempo ha hecho que esta mañana no haya escrito nada en este blog. Cuando lo he abierto me he encontrado con un comentario sorpresa de Isabel, que me conoce. Es una alegría saber que este blog sirve, entre otras muchas cosas, para retomar viejas amistades. Y, hablando de amistades, esta tarde he quedado con una amiga de aquí, de Badajoz, a la que hace años que no veo. Cuando la he llamado se ha puesto muy contenta, y yo más. Me hará ilusión verla de nuevo, hablar con ella de lo que ya compartimos hace tiempo, de lo que estamos haciendo ahora... Porque hablar en vivo y en directo a veces no se puede comparar con el teléfono fijo, los correos electrónicos, el móvil, etc. ¿verdad?

3 comentarios:

Amaya dijo...

Me alegra que contactes con viejas amistades.
La verdad es que da alegría el reencuentro con los viejos amigos y que la "frialdad" de un e-mail, carta tradicional, SMS, teléfono... no es comparable con la calidez de la charla en directo.
Aunque, a decir verdad, la comunicación por escrito - al ser más reflexiva, más reposada- a veces es tan o más intensa que hablar en vivo. A veces decimos más cuando lo expresamos por escrito que cuando estamos delante de las personas. Quizás el directo nos abrume más, nos coarte más.
A veces, no pensamos las cosas cuando estamos próximos y metemos la pata. Pero es bueno equivocarse,
disculparse y obtener el perdón de los amigos. Así que a disfrutar de ese reencuentro.
Por cierto, ayer escribí un comentario sobre tu blog "Animación a la lectura"
pero observo que no se registró correctamente.

Belen dijo...

El reencuentro con las amistades verdaderas es en realidad una continuación, cuando llevas tiempo sin ver a una persona con la que tienes una verdadera amistad es genial, porque después de 5 minutos de ponerte al día es como si no hubiese pasado tiempo, no es como cuando vuelves a ver a alguien y no sabes que decir, y hay silencios incómodos, se ha enfriado la amistad que había.
Creo que es una prueba de fuego el reencuentro, a lo mejor esperas más de lo que vas a encontrar, no tiene por que ser este el caso claro.
Yo soy tal como ha comentado Amaya de las que por escrito expresa más de lo que digo, me cuesta mucho decirle a alguien lo que siento por él si lo tengo enfrente, cada vez que he intendo dar las gracias se me hace un nudo en la garganta y no termino, no porque no lo haga de corazón sino porque lo siento tanto que mi corazón no me deja hablar, me tapona la garganta.
Espero que esta tarde tengais que beberos dos litros de agua para poder aplacar la sed que se da cuando tenemos una charla interna. Disfrutalo porque la amistad como el amor hay que cultivarlo todos los días sino se marchita (un poco cursi pero creo es es cierto)

dlch dijo...

No se si seré capaz de publicar este comentario en tu pagina, ya te dije que lo intenté dos veces la semana pasada y nada.Gracias por tu visita, sacas tiempo de cualquier lado.Espero verte mañana, y ya nos contarás que tal la semana y tu reencuentro con tu amiga.Tu ya sabes la ilusión que eso hace, sobre todo a esta altura de la vida, notas que vas dejando a mucha gente en el camino y es un placer reencontrarse, es como volver atrás, con lo dificil que es...