lunes, 11 de agosto de 2008

La feria

Acabo de recoger la revista de feria de Azuaga y he estado ojeando un poco las actividades programadas para esos días de fiesta que empezarán esta semana. Hay un montón de cosas: desfile de gigantes y cabezudos, suelta de vaquillas, verbenas, corridas de toros, etc. Serán días de estar en la calle a todas horas. En nuestra pandilla hemos pensado que lo mejor (para no cansarnos, que ya no tenemos 15 años) es irnos estos días al campo y venir al pueblo sólo a ciertas horas. Emilita tiene un cortijo gigantesco con piscina y todo, así que creemos que será allí donde pasemos las fiestas. Otra forma de disfrutar de la feria...

2 comentarios:

valle dijo...

Yo seguramente me pasaría toda la feria en el cortijo y ni me plantearía aparecer por las fiestas. Nada hay como la tranquilidad, el silencio y el reposo en el campo, con bañito tras bañito en las piscina(que para eso está, digo yo) comparado con el infernal ruido de una feria, vaquillas sueltas (que con mi suerte seguro que vendrían a por mi), música a todo volumen, gritos,..... Yo no tendría la menor duda teniendo la oportunidad de relajarme.
Como puedes observar, yo tampoco tengo ya 15 años. jaja
Besitos.

Amaya dijo...

Ya veo que estamos hechas unas carrozas. A mí tampoco me va mucho la feria; tan solo me gusta dar alguna vuelta por la feria de día y... y...
Este año la pisaré porque dentro de unos días vienen 4 primas del norte y se pasarán una semana en casa. Ellas no conocen la feria de Málaga, así que tendré que llevarlas, aunque yo soy poco ferianta. Tendré que echar mano de alguna amiga de la capital para que nos haga de guía y disfrutemos de la calle Larios y alrededores;aunque solo de pensar los 40 grados que harán a las horas del mediodía...
Bueno, disfrutaremos como podamos; sobre todo de la playa, que ellas están fritan por ir a la playa, ya que este año el tiempo no acompaña por Donosti y no les está haciendo un verano de playa, así que nos refrescaremos en la piscina y en el Mediterráneo: las llevaré a la Carihuela y nos comeremos algunos pescaítos. En la feria, tomaremos algunas berenjenas fritas y algún vinito dulce.