jueves, 15 de mayo de 2008

Hoy es fiesta

Hoy se celebra el día de San Isidro y aquí, en Azuaga, es fiesta. Todo el mundo se va al campo, al mismo sitio, para celebrarlo. Yo, como no puedo ir al campo por la alergia, me acabo de levantar ahora mismito (qué bien, todas las semanas deberían tener un día de fiesta en medio) y dentro de un rato me iré a Córdoba, que está a una horita de aquí, a ver por lo menos uno de esos patios cordobeses tan famosos (aunque sea con mascarilla) que están abiertos hasta el día 18.

4 comentarios:

el hombre de la playa dijo...

Azuaga, que por si solo vale un imperio, está rodeado de sitios interesantes, turísticos, de ocio y comercios: Badajoz, Mérida, Cáceres, Portugal, Sevilla y Córdoba. Y lo más de lo más para muchos Azuagueños, a una hora de El Corte Inglés.

Conchi,espero que entres en las tabernas de la judería cordobesa y disfrutes de lo que en ellas hay.

Mª Luisa dijo...

Ya me gustaría a mí poder ir a San Isidro. Desde que me vine a estudiar a Madrid no he podido ir a la romería, y según parece ha cambiado bastante. Antes ni se hacía el camino ni la gente se vestía de romero.

Pasadlo bien en Córdoba.

Amaya dijo...

Nunca he visto los patios cordobeses en Mayo y dicen que es una maravilla.Así que disfrutad de esas pequeñas joyas que la primavera andaluza nos ofrece.
Y también siempre me ha llamado la atención la festividad de San Isidro. Tal vez porque la relacione con la fiesta madrileña, las chulapas y los chulapos,las verbenas, el organillo, los barquilleros...
Nunca lo he visto in situ, pero sí a través de las películas, zarzuelas...
Seguramente en Azuaga se festeje San Isidro de forma distinta, pero seguro que la romería tiene su encanto y es que San Isidro, a mí se me antoja que tiene que ser un Santo muy simpático, folklórico, festivalero y juerguista.
¡ Que hayáis disfrutado del día tanto en Córdoba como en Azuaga !

Marisa dijo...

Como en otros muchos pueblos, ayer también fue fiesta en el mío. Así que después del trabajo (en Badajoz no es festivo), me incorporé a la romería. Que alegría cuando llegué y los míos me había guardado un gazpachito y un trozo de tortilla. ¡Qué bien sabe la comida en el campo!.

Y para los que vivan más al norte, también podéis visitar una ruta de patios y claustros en Plasencia.