jueves, 7 de agosto de 2008

Un amor de Swann

Hace ya un tiempo que Ángel Esteban, colaborador de la revista Mi Biblioteca, escribió un artículo sobre Marcel Proust que publicamos en la sección de Bibliotecarios insignes de nuestra revista. Desde entonces tenía ganas de leer Un amor de Swann, de Proust, y por fin esta semana he aparcado todas las otras lecturas que tengo que hacer y me he dedicado, desde el lunes, al señor Swann. Ya estoy terminándolo y creo que de hoy no pasa. Qué literatura. Me está encantando, no solo por el argumento (una historia de amor y, sobre todo, de celos) sino por la forma en que está escrita, muy distinta a la mayoría de los best sellers modernos, que se venden como rosquillas...

5 comentarios:

Belén dijo...

Me lo apuntaré, para cuando termine los que estoy leyendo, espero poder ponerme al día ahora en vacaciones.

valle dijo...

Me has hecho buscar información sobre el autor, que aunque me sonaba el nombre, no sabía exactamente quién era. Debe ser bonito lo que escribe, pero ante el título que de alguna manera nos has sugerido, tengo una pregunta por si decido comprarme el libro: ¿hay que leerse la primera parte del volumen para entender la de "Un amor de Swann"? Es que he visto que el volumen en si se llama "Por el camino de Swann" y como dice que son tres partes las que lo componen y yo suelo tener facilidad para perderle el hilo a lo que leo, pues imagina si me leo un libro que para entenderlo resulta que tenía que haber leído la parte anterior.

Bueno, espero no haberme liado mucho al formular la pregunta.
Creo que haré como Belén, apuntarme el título y cuando termine lo que estoy leyendo puede que me decida por ese. Igual me lo intento conseguir para distraerme durante mi tiempo de vuelo (es que me da algo de miedo viajar en avión y necesitaré distraerme con algo, y qué mejor que un libro)

Besitos y ánimo que sólo te quedan siete días para descansar.

Conchi Jiménez dijo...

Belén y Valle, el libro de Un amor de Swann se puede leer de manera independiente sin problemas. Aunque sea una especie de "fragmento" de una obra mucho más amplia, se puede leer sin perder el hilo.

Por cierto, Valle, me sorprende cómo llevas el control de los días que me quedan para descansar.

En cuanto a tu viaje Valle, ¿cuántas horas son de avión? El libro de Proust tiene 365 páginas, claro que si no te lees las 90 primeras (aunque te las recomiendo) sobre la obra y la vida de Proust, serían algo menos.

Belén, ya sólo te queda un día de trabajo ¿eh?

valle dijo...

Me gusta estar pendiente de las amigas. ¿eso se llama ser detallista? pues lo soy. Como dijiste que te ibas el 14, pues me alegraré contigo cuando estés de descanso, aunque espero que del blog no descanses, salvo lo suficiente y necesario. Sé que necesitas descansar y deseo que lo puedas hacer. El llevar el control es algo así como celebrarlo contigo.

Respecto a lo de las horas de vuelo, pues verás, calcula: salimos de Málaga el 21 de agosto a las 21:40 y llegamos a Barcelona a las 23:10 y luego salimos de Barcelona a las 2:15 y llegamos a Tel Aviv a las 7:20 (no sé si hora de aquí o de allí), o sea, que unas cuantas para entretenerse y disfrutar de la lectura y no dejar a la mente ni un momento de tregua para que se ponga a imaginar lo que podría ocurrir si "fuese el día del piloto", o para pensar en cosas que puedan ponerme baja de ánimos, que últimamente me suele ocurrir.
Bueno, creo que sí tendría tiempo para leer ¿no? y claro, luego queda también el viaje de vuelta.

En fin, ya te iré contando en estos días cómo llevo lo de los preparativos y mis nervioooooooooosssss. jaja
Besitos.

Marisa dijo...

Estoy comenzando a leer Un amor en Swann, parece una ardua tarea pero creo que vale la pena, lo intentaré y les comentaré mi experiencia.